Saltar al contenido
Dieta vegana

Resuelve tu cena ligera con estas ideas de recetas saludables

Algunas veces una cena ligera es lo que más apetece comer.

Para que una cena no sea pesada, se debe incluir legumbres y cereales integrales.

Estos son ingredientes que se pueden hacer muy rápido, sacian bastante pero no hinchan a menos de que los comas en exceso.

Quizás te pueda interesar: Diferentes recetas al estilo francés ¡Sil vu ple!

A continuación mira estas ideas de recetas para que tengas una cena ligera y saludable:

Cena ligera de aguacate relleno

cena ligera de aguacate

Para esta idea, vacía medio aguacate, pica la pulpa y mézclala con otros ingredientes que te gusten como por ejemplo : Tomate, pimientos de piquillo picados, manzana, perejil fresco, cilantro fresco, cebolla de primavera, ajetes tiernos, maíz dulce, zanahoria rallada, entre otros.

Luego, sírvetelo en la cáscara del aguacate, que hace las veces de bol.

Puede parecer poco, pero medio aguacate de buen tamaño llena mucho.

Rollos de lechuga romana totalmente ligera

lechuga romana ligera

Con estas deliciosas hojas de lechuga romana puedes hacer rollitos frescos.

Rellenos con un poco de arroz integral cocido, aguacate, pimientos, cebolla, brócoli, kale, brotes y germinados, encurtidos, remolacha, aceitunas, alcaparras,zanahoria rallada, mazorquitas de maíz, entre otros.

Ahora, para poder enrollarlas bien basta con usar las partes más tiernas de la lechuga, se pueden cortar en juliana y añadir como relleno y no pasarse con el relleno.

Ensalada campera

ensalada campera ligera

Para esta ensalada campera ligera , haz una tanda de patatas pequeñas al vapor y deja que se enfríen.

Utiliza 2 o 3 y el resto guárdalas en la nevera para otros posibles platos.

Para prepararlas, solo debes cortarlas y mezclarlas con zanahoria rallada, cebolla, pimiento rojo en tiras, aceitunas y un par de tomates picados.

Alíñalo con aceite de oliva y limón o vinagre.

Si deseas también puedes agregar tahini, que lo hace más cremoso aún.

Lo que te sobre de ensalada se puede guardar para el día siguiente en la nevera.

Si le añades un poco de mayonesa vegetal y lo aplastas con el tenedor te sale un relleno para sandwiches genial y fresco.

Caldos y sopas

caldos y sopas

Otra idea de cena ligera son los caldos o las sopas.

Estas parten de un caldo claro, por ejemplo agua con un par de setas shiitake desecadas y si quieres un trocito de alga kombu.

Añade una buena cucharada de miso cuando empiece a hervir, retirándolo del fuego.

A estos caldos también puedes agregar tofu en daditos, tempeh a la plancha, media tacita de quinoa cocida, arroz integral cocido u otro cereal que tengas ya preparado.

Para acompañar, puedes usar endibias, espinacas y lechugas variadas con aliños suaves como tahini, un hummus más líquido que untable.

Risottos

risottos

Para esta idea, puedes hacer un risotto con setas o champiñones y añadirle nueces y brócoli.

No es necesario hacer mucha cantidad, pero si te sobra tienes para otro día.

También puedes agregarle a tu risotto semillas de lino, de sésamo o de chía, seitán doradito a la plancha, espinacas o unas alcachofas doradas al horno o a la plancha.

Fajitas

fajitas

Para esta cena ligera, son suficientes una o dos fajitas.

Sin embargo, se debe tener cuidado con los ingredientes extras a añadir.

Por ejemplo, en lugar de utilizar frijoles puedes colocar tempeh, que en general sienta más ligero.

También, varios tipos de lechugas, zanahoria rallada, tomatitos cherry cortados en cuartos, lombarda, kale, espinacas frescas y una salsa ligera de tahini.