Saltar al contenido
Dieta vegana

Descubre los alimentos que favorecen tu digestión

¿Te has preguntado cuál es la clave para tener una buena digestión?

Si la respuesta es sí, sigue leyendo este artículo.

De una buena digestión depende la absorción de nutrientes que tu cuerpo necesita.

Aunque, en algunos casos sufrir de problemas de digestión es muy frecuente.

Quizás te pueda interesar: 3 maravillosas recetas nutricionales

Sin embargo, hay algunos alimentos que ayudan a favorecer o mejorar los problemas de digestión.

¡Descúbrelos!

Salsifí

salsifí

El salsifí, es la raíz comestible de una planta herbácea que abunda en las regiones mediterráneas.

Generalmente, se recomienda para abrir el apetito y mejorar la digestión.

Para prepararlo, se limpia bien a fin de eliminar la tierra, se hierve en agua durante 40 minutos y se pela.

El resultado tiene un sabor similar al espárrago y una textura entre el plátano y la patata.

Además, es rico en nutrientes, con vitamina E, B1 y B2, minerales hierro y calcio y la prebiótica inulina, uno de los mejores alimentos para la microbiota intestinal.

Fresas

fresas

Las fresas , contienen vitamina C que estimula la secreción de enzimas favoreciendo así la digestión.

Además la vitamina C favorece la absorción de hierro (1 mg/100 g) y se acompaña de vitamina K.

Por si fuera poco, su aroma penetrante y su dulzor no defraudan las expectativas que despiertan su color rojo y forma de corazón de quienes la consumen.

Kiwi

kiwi

El kiwi contiene una enzima llamada actinidina.

Esta enzima descompone las proteínas en sus aminoácidos, lo que favorece su asimilación.

La fibra complementa sus beneficiosos efectos sobre la digestión.

También, fortalece las defensas, gracias a su riqueza en vitamina C.

Un solo kiwi cubre las necesidades diarias del organismo. Además aporta potasio y ácido fólico.

El kiwi además es de origen chino y fue adoptado como fruta nacional por Nueva Zelanda.

Cebolla

cebolla

Aunque no lo creas, la cebolla además de hacerte llorar, ayuda a prevenir infecciones.

Es muy beneficiosa para la salud cardiovascular, respiratoria y articular.

Protege especialmente frente las molestas infecciones del sistema digestivo.

Resulta ideal para consumirla cruda en ensalada o como ingrediente en sopas , al igual que otros platos.

Rábano

rábano

Los rábanos tienen un sabor picante y textura crujiente.

Además, abren el apetito y resultan digestivos.

Curiosamente, pertenecen a las crucíferas, la misma familia de las coles y al igual que ellas, contienen las mismas sustancias azufradas desintoxicantes y anticancerígenas.

Tienen aportes minerales, con potasio, calcio y magnesio. También poseen cantidades significativas de vitamina C y ácido fólico.

Diente de león

diente de león

Las hojas del diente de león se emplean como las espinacas, crudas en ensaladas o cocinadas como verdura.

En ensaladas tienen un sabor amargo, por lo que se usan solamente los brotes tiernos.

En su composición destacan los principios amargos taraxecina y taraxacerina, que estimulan las secreciones de los órganos digestivos, así como el funcionamiento del hígado.

También aportan vitaminas y minerales.

Así como vitaminas B1, B2, C y E y cantidades significativas de sales minerales como calcio, potasio, fósforo y magnesio. 

Cuidar tu salud es cuidar tu digestión.

¡Piénsalo!